Convertirse en emprendedor, cual es el momento perfecto para el cambio


Por Luis Samanamud
Quiero ser un emprendedor de éxito. Podemos pensar que todo el mundo quiere lograr calidad de vida gracias a un emprendimiento exitoso pero no nos hagamos ilusiones, el mundo esta lleno de intenciones pero los emprendedores que se preguntan ¿Como convertirse en emprendedor? y asumen la responsabilidad son muy pocos.
Mucha gente quiere hacer cambios en sus vidas, un habito positivo, conseguir un buen trabajo, mejor salud, encontrar un buen socio, encontrar una buena pareja, etc. ¿Cual es el momento perfecto para el cambio?
El resultado es la decisión, no mañana, ¿Que esperas?
Es muy fácil esperar, es muy fácil pensar que ya llegaran buenos tiempos, la procrastinación tiene muchos aliados en estos tiempos. Por ejemplo muchas personas se encuentran muy ocupadas en su vida diaria, y esperan que la carga de trabajo disminuya para poder tener tiempo para ellos mismos.
Convertirse en emprendedor no es una decisión por hacer dinero, sino por lograr un tipo de vida. Resolver ¿Como quieres vivir cada momento de tu vida? se trata de fijar por ejemplo “deseo correr con mis hijos y mis perros por el parque o las playas”. Es algo que necesita tiempo y que el dinero no sea problema. Es esto lo que un emprendimiento tiene que resolver.
Nuestra mente busca lo fácil como pensar “cuando ingrese a la universidad será mejor”, “Cuando consiga ese empleo vendrán buenos tiempos”, cuando me case, cuando mis hijos crezcan, etc. Todo es futuro, por lo tanto no se puede alcanzar, solo mantenerse en la ilusión.
Cuando algo va suceder en el futuro simplemente no tenemos ganas de empezar, y no hay fuerzas externas que nos auxilien. Si invertimos tiempo en analizar la mejor manera de comenzar bien también estamos postergando. Los errores no son malos, son solo una opinión que podemos cambiar, los errores son indispensables, son experiencia que nos enseña como seguir adelante.
Otros esperan que las condiciones externas mejoren, que el mercado mejore, que alguien solucione la crisis del país o del mundo. Quizá estas esperando una idea inspiradora o dinero de alguien para invertir en esa idea en la que pensaste algun tiempo.
No hay que dejar lo que se esta haciendo para dar el primer paso, solo hacer de otra manera, mas consiente, mas atentos, mas interesados en lograr buenas conexiones con las personas. Hay que empezar cambiando los hábitos por otros positivos y que provoquen motivación gracias a que recibes energía de otras personas.
No hay que esperar el futuro, pues solo tenemos este instante para hacer algo, y lo mas sencillo de hacer es prestar atención al lenguaje verbal que comunica sin que nos demos cuenta.
Por ejemplo alguien hace algo y no te gusta y reclamas con un poco de ira. El resultado que quieres es que tu estés contento con lo que la otra persona hace, pero estas emitiendo un mensaje de ira, como diciendo “no quiero estar feliz”. Al otro quizá no le guste como le hablas y se origine un lio o te ignore. ¿Que ocurriría si tu lenguaje no verbal pide alegría?
¿Cuál es el momento perfecto para un emprendimiento?
Nada es perfecto, todo es nuestras opiniones. Por ejemplo puedes pensar que una pelota es perfecta, pero cada persona tiene una opinión diferente. Lo perfecto no es la pelota en si, sino las experiencias que tenemos con ella.
Aceptar la vida, los procesos naturales es poner por detrás los pensamientos de “como deben ser las cosas”, es importante comenzar por aprender algunas tecnicas para sentirse bien con uno mismo, con las cosas nuevas que empieza, etc.
Si quiere empezar “después de”, empiece ahora y según baya teniendo experiencias podrá hacer mejoras y estar en mejores condiciones para empezar “después de”. Todo se puede mejorar a medida que se tienen experiencias.
¿Por donde comenzar?
Por nosotros mismos, ya que somos la piedra angular de cualquier emprendimiento. Hay que convertirnos en las personas adecuadas para poder gestionar, hay que adquirir las habilidades adecuadas, el talento, una personalidad social que atrae personas.
Todo emprendedor tiene dos opciones:
1. Hacer todo el mismo, o
2. Hacer que las cosas ocurran
En la primera opción hablamos de un emprendedor en pañales. Para pasar a la segunda opción hay que aprender a liderar un equipo, aprender a delegar con autonomía, responsabilidad y creatividad de parte de cada miembro del equipo.
Aprender a ser parte del equipo, no el jefe, no el que manda, sino el que provoca, el que inspira. Es un proceso de adquirir hábitos, de aprender, de convertirse en adecuados, que tiene que tiene que comenzar en silencio, por su cuenta.
Autor Luis Samanamud – http://abrirnegocio.com/14594/convertirse-en-emprendedor-cual-es-el-momento-perfecto-para-el-cambio/
————————————–
Puedes encontrar más material relacionado al presente, en nuestros Blog
Gestión y Dirección de Empresas Familiares http://gestiondeempresasfamiliares.blogspot.com
Gestion de PYMES
http://gestiondepymes.over-blog.com

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s