“Un emprendedor de verdad no se retira por un fracaso y aprende de él”


por Pedro Figueroa

¿Está pensando en montar un negocio y no sabe cómo hacerlo o a qué puertas llamar para que le presten el dinero? ¿Quiere saber en qué sectores profesionales hay más futuro? Estas son algunas de las preguntas que se intentarán responder en el Foro de Iniciativas Locais que se celebra a las 19 horas de hoy en el auditorio de A Xuventude (Cambados). Se trata de un proyecto de la Diputación y la Universidade de Vigo que reunirá a un profesor universitario, Pedro Figueroa, y a dos cambadeses con experiencia en el mundo empresarial: el gerente de la cooperativa Martín Códax, Juan Vázquez, y el hostelero José Luis Aragunde. La entrada es gratuita.

-Poner en marcha un negocio en estos momentos parece una idea de locos.

-Al contrario. En los momentos de crisis es cuando surgen las oportunidades, y cuando la sociedad más necesita al emprendedor, puesto que es un generador de empleo en potencia. Y un negocio es una salida para el desarrollo personal y profesional del que lo promueve.

-¿Y no es demasiado arriesgado jugarse ahora los ahorros?

-Hay proyectos empresariales que están más basados en el conocimiento que en la inversión económica. Y hay instrumentos, como el Igape, el Estado o las sociedades de capital riesgo que se pueden implicar en un proyecto. Eso sí, en el caso de los instrumentos públicos deberían ser un poco más operativos.

-¿Demasiada burocracia?

-El problema no es tanto la burocracia como que las administraciones tienen que comprender el riesgo que supone el proyecto para el inversor. Muchas veces la banca presta el dinero pero exige avales, y el emprendedor no tiene capacidad para avalar. Y las sociedades de capital riesgo están generalmente más orientadas a inversiones elevadas, de modo que las administraciones públicas deberían ser las que cubran ese vacío de avales para el emprendedor, o crear sociedades de inversores especializados en ellos. En el mundo anglosajón valoran más la proyección de la idea y la capacidad del emprendedor de llevarla a cabo, mientras que aquí lo que se mira es su capacidad económica.

-Ni las administraciones, ni los bancos, ni las sociedades de capital riesgo quieren arriesgar su dinero.

-A menudo el emprendedor fracasa una o dos veces. Pero un emprendedor de verdad no se retira por un fracaso, porque lo asume como una forma de aprender y de saber cómo actuar la próxima vez. Es un problema cultural que no se da en el mundo anglosajón. Las sociedades de capital riesgo de allí no solo aceptan el fracaso, sino que incluso valoran positivamente que el promotor de un proyecto haya pasado antes por experiencias que no fueron adelante. El miedo al fracaso lleva a la gente a que no se atreva porque el fracasar es casi un estigma social.

Autor Pedro Figueroa

————————————–

Puedes encontrar más material relacionado al presente, en nuestros Blog

Gestión y Dirección de Empresas Familiares http://gestiondeempresasfamiliares.blogspot.com

Gestion de PYMES
http://gestiondepymes.over-blog.com

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s