Hábitos productivos para el emprendedor


por Berto Pena

El emprendedor tiene una empresa que dirigir. Pero ese proyecto no es la empresa o el sueño que quiere construir. Esa empresa es él mismo. Como emprendedor iniciarás, participarás y liderarás muchos proyectos. Pero todos empiezan por ti. Tú y tus hábitos personales marcarán tus proyectos profesionales. Cuida e invierte en tus hábitos personales y estarás más preparado para construir tu empresa.

Pero muchos emprendedores desconocen esto o, directamente, lo desprecian. Confían el éxito al “trabajo duro” o a “echar horas” sin darse cuenta que eliminar malos hábitos y desarrollar otros buenos y positivos, es por dónde hay que empezar a construir. Porque precisamente esos hábitos son los que hacen que veamos o que no veamos la mejor versión de nosotros. Justo la que más necesitamos aquí y ahora.

Cada persona y tipo de trabajo es un mundo pero en Productividad y Hábitos compartimos unos males comunes que rodean al trabajo diario. Te invito a recorrerlos juntos y, a la vez, descubrir una solución para cada uno de ellos. Son siete.

1. Empezar el día abriendo el Email

Cualquier mensaje de ficticia urgencia te desviará de tu plan y agenda de tareas o bien te pondrás a atender problemas y asuntos menores que terminarán por liarte. Cuando contestas y vacías tu Inbox crees que estás avanzando y haciendo tu trabajo cuando no es así. De hecho, las tareas más importantes, que es lo primero que deberías hacer al empezar a trabajar, siguen sin hacerse.

SOLUCIÓN

Retrasa ese gesto de abrir el Email 45-60 minutos y en su lugar aprovecha ese privilegiado tiempo para hacer una tarea importante de verdad. O mejor dos. (Te recomiendo especialmente este grandísimo hábito. Cambiará para siempre tu productividad y tus resultados) .

2. Entrar y salir en las redes sociales

¿Son las redes sociales “improductivas”? No, en absoluto. Eres tú quien puedes convertirlas en algo útil o una completa pérdida de tiempo. Si estás entrando y saliendo durante todo el día lo único que conseguirás es: distracciones, pérdidas de tiempo, falta de intensidad y ruptura de tu ritmo de trabajo. Echarás horas en el trabajo sin ver avances.

SOLUCIÓN

Destina y establece momentos fijos en el día para tu actividad online. Franjas de tiempo inamovible donde podrás leer blogs o darte una vuelta por Facebook o Twitter. Por ejemplo puedo decidir dedicar la última media hora de la mañana a todo eso.

3. Responder al teléfono en cuanto suena

Especialmente el teléfono móvil. Que tiene tres cosas maravillosas: 1) el botón de apagado 2) el “modo silencio” y 3) el buzón de voz. Porque las tres cosas te permiten trabajar con intensidad y continuidad, con atención y concentración; pero sin dejar de atender tus compromisos profesionales/personales.

SOLUCIÓN

Cuando te pongas con una tarea importante di que no te pasen llamadas. Y pon tu teléfono móvil en silencio y boca abajo. Si te llaman, invítales a que te dejen un mensaje en el buzón. Cuando termines tu tarea (antes y con mejores resultados) podrás responder las llamadas cuando tú decidas.

4. Atender cualquier interrupción de un compañero

Una situación de lo más habitual en una oficina: estás trabajando y un miembro de tu equipo se acerca a tu mesa para pedirte algo. Dejas lo que estabas haciendo y te pones con eso. Error tremendo. Decir “sí” a cualquier interrupción de ese tipo es maltratar y arrinconar tu propio trabajo. Esa falta de continuidad se reflejará en tu tiempo y en el resultado de tu tarea.

SOLUCIÓN

Contestar algo parecido a esto «Perdona, ahora mismo estoy con esto que es muy importante. Por qué no hacemos una cosa. Dame 30 minutos para terminarlo y luego estoy contigo al 100%». Es saber decir “sí pero no”.

5. Apuntarnos o meternos en cualquier reunión

Las reuniones desgastan mucho. Roban tiempo, intensidad y motivación. Deberían ser el último recurso para solucionar problemas, acordar próximos pasos o dar un briefing a alguien. Pero enseguida nos sale «¿por qué no nos reunimos y lo hablamos?» ¿De verdad una reunión es la mejor idea? ¿De verdad yo tengo que asistir? ¿De verdad voy a aportar algo en esa reunión?

SOLUCIÓN

Pregúntate si de verdad procede convocar una reunión; y si es así elige muy bien a quién vas a convocar. Y si te convocan a ti y no deberías asistir, no lo aceptes. Habla con tu responsable y explícale que no vas a aportar nada. Cuida tu tiempo o lo buscarás cuando ya no lo puedas recuperar.

6. Caer en las garras de la Multitarea

Multitarea es hacer de forma simultánea varias tareas en el mismo espacio de tiempo. En el navegador varias pestañas abiertas, notificadores, una aplicación de chat, la de música, un informe frente al teclado que vamos revisando, de reojo chequeamos la pantalla del móvil y un largo etcétera. El resultado es un trabajo más lento y más vulgar.

SOLUCIÓN

Cierra todas las aplicaciones que no utilices, haz una sola cosa a la vez, la más importante primero. Y si la tarea que tienes frente a ti es grande, divídela en pequeños trocitos más asequibles que puedas hacer de uno en uno.

7. No cuidar el descanso

Suprimir horas de sueño de manera drástica, restar tiempo familiar o eliminar horas de ocio personal son algunas de las medidas que muchos emprendedores creen que deben tomar para “ganar más tiempo”. Esto tiene un efecto bumerán sobre ellos y su rendimiento.

Cuidar el descanso es invertir en tu trabajo y tu proyecto. Es donde nacen las ideas que luego vas a tener frente a tu ordenador o en una reunión o en una negociación. Sin ellas, no eres nada.

SOLUCIÓN

Traza una planificación diaria y semanal donde garantices tiempo para ti y los tuyos. Tus aficiones, hacer ejercicio, jugar con tus hijos, estar con tus amigos, cine, lectura, paseos… Todo ello hará que tu mente y tu cuerpo estén frescos, despejados y animados. Sin ellos, no podrás rendir. Sin ellos, no habrá empresa.

Tú eres la empresa más importante y más grande que jamás vas a fundar y dirigir. Y además lo haces todos los días del año. Invierte en ti, invierte en hábitos.

Autor Berto Pena

————————————–

Puedes encontrar más material relacionado al presente, en nuestros Blog

Gestión y Dirección de Empresas Familiares http://gestiondeempresasfamiliares.blogspot.com

Gestion de PYMES
http://gestiondepymes.over-blog.com

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s